peluches térmicos terapéuticos

Os presentamos a los peluches térmicos terapéuticos, unos peluches que os enamoraran en cuanto los conozcáis.
peluches térmicos terapéuticos
peluches térmicos terapéuticos

Los peluches térmicos terapéuticos son una muy buena alternativa a bolsas y mantas térmicas eléctricas, acumulan el calor, y están fabricados con materiales específicos naturales adecuados para microondas y resistentes al calor. También pueden ser utilizados para refrescar, envolviéndolos en una bolsa de plástico y dejando en el congelador durante una noche.

Contienen una mezcla de granos de cereales y lavanda seleccionados. Son suaves y simpáticos peluches y cojines para calentar cochecitos de bebés y cunas. Refrescantes y prácticos en caso de fiebre o contusiones. Se calientan en el microondas o en el horno eléctrico y se enfrían en el congelador de casa. El relleno está compuesto de productos 100% naturales. Tanto el calor como el frío, es retenido durante largo tiempo, y se libera gradualmente. También son ideales para ser utilizados como compresas frías para aliviar inflamaciones y esguinces.

Que los hace especiales

Los peluches térmicos terapéuticos en el microondas mantendrán el calor durante aprox. dos horas, permitiéndole ser utilizarlos como remedio para:

  • Aliviar los cólicos del lactante.
  • Para calentar el cochecito en invierno antes del paseo.
  • En definitiva cualquier situación que sea necesario aplicar calor

Los peluches térmicos terapéuticos en el congelador se enfriarán (sin llegar a congelarse como una bolsa de agua) y la sensación de frío durará más de una hora; permitiendo que se puedan utilizar como remedio natural para:

  • Ayudar a contener las fiebres de los niños.
  • En verano durante el paseo con un bebé para reducir la sensación de bochorno.
  • En casos de contusiones en los que se deba aplicar frío.
  • Para las irritaciones de la piel.

Como se utilizan:

  1. Necesitan sólo 90 segundos en el microondas a una potencia de 800 Watt; El uso en el microondas garantiza una higiene óptima, gracias a las ondas electromagnéticas, que eliminan los posibles hongos y bacterias.
  2. También se pueden calentar en el horno eléctrico, para este propósito, el horno debe ser precalentado a 100 ºC, e introducir el peluche durante 10 minutos poniéndolo en el estante intermedio y comprobando que el modo Grill esta desactivado.
  3. Introducidos en el congelador durante una hora y media darán frio a lo largo de más de una hora manteniendo su forma y suavidad sin quedar apelmazados, es aconsejable meterlos en una bolsa de plástico cerrada para protegerlo contra olores.
  4. Los peluches se pueden lavar en seco y limpiar externamente con un paño húmedo, el relleno ecológico y natural, no es resistente a la lavadora. El aroma natural de lavanda tiene una duración de varios meses, siendo posible renovar su fragancia colocando unas gotas de aceite esencial sobre el peluche ya calentado.

Deja un comentario

Empieza a escribir y presione ENTRAR A LA BÚSQUEDA